branding in the digital era

El Branding en la Era Digital


branding en la era digitalSon cada vez más los términos en inglés que se adaptan a nuestras conversaciones cotidianas -sobre todo en el área de marketing-, y no tenemos en claro cuál es su verdadero significado. Este es el caso de “Branding”. Se escuchan frases como “La importancia del branding en tu empresa…”. 

Sin embargo, hay una manera muy simple de definirlo. Es el desarrollo de una marca, desde su nombre, su logotipo, colores corporativos y todos los elementos que formen parte de su identidad visual y sensorial. Todos estos elementos van a lograr que su público identifique a su empresa.

Es importante tener en cuenta que la imagen que el público tenga de su empresa sea unificada y clara. Es decir, su marca debe transmitir una sensación de unidad y el mensaje debe ser claro. Esto se logra creando una identidad visual coherente y acorde al objetivo de su negocio. Además, cuidando cada uno de los canales de comunicación y elementos que conforman a la marca, desde tarjetas personales y folletos hasta su página web. 

Por ejemplo, en el caso de una empresa que se presente como innovadora y dinámica, no sería coherente si no se adaptara a la era digital y se quedara solamente con los métodos tradicionales de comunicación. 

 Hoy en día, con el avance de las tecnologías y la presencia cada vez más fuerte de los consumidores en las redes sociales, no podemos descuidar nuestra marca en internet. Desarrollar la comunicación de marca en los medios digitales resulta casi indispensable, y cada vez son más las empresas que están invirtiendo en estrategias online. 

El branding en la era digital se presenta como una propuesta diferente a la tradicional. Tenemos a nuestro alcance un abanico de nuevos elementos que ayudan a reforzar la construcción de nuestra marca, como son las aplicaciones, las páginas web, las redes sociales y el posicionamiento en buscadores. Debe tenerse en cuenta que en los medios digitales es necesaria la misma solidez de marca que en los medios offline. 

Sin una estrategia de comunicación digital, será difícil mantener la línea coherente entre lo que la empresa transmite offline y lo que pueda ocurrir en internet.